Cambiando paradigmas

EL EXITO NO TE HACE MAS FELIZ.

Cómo? en serio? Te cuento que esto nos afecta a todos, porque es un paradigma que aún sigue instalado en la sociedad. Crecemos con la presión cultural y social que nos ha llevado a creer que un título, un rol, una posición en una empresa, un cheque gigante a fin de mes, un proyecto que funciona, la figura perfecta, la fama, el aplauso o el reconocimiento es lo que nos dará la felicidad.

Pero: ¿qué seríamos nosotros entonces, si todo eso desaparece? En realidad, no está mal el cheque, ni la posición, ni el proyecto, ni pretender verse mejor, lo que está errado es condicionar nuestra vida, y nuestra “felicidad” a eso, porque estamos dándole el poder de condicionar nuestra felicidad a cosas temporales y circunstanciales. Esas cuestiones son demasiado efímeras para que funcionen como único sostén de nuestra vida. Además, generalmente van cambiando con el tiempo y las circunstancias.

Por eso, el camino hacia el éxito, es completamente el inverso al que creemos, e inclusive, se puede obtener mucho, pero mucho más de lo que imaginamos, si lo recorremos de esta manera.

“El éxito no es la clave de la felicidad. La felicidad es la clave del éxito. Si amas lo que estas haciendo, entonces serás exitoso” ― Albert Schweitzer

Quién hace cosas todos los días para poder estar en paz, en plenitud y vivir momentos de felicidad, puede triunfar en el resto de los desafíos de la vida: en las relaciones, en el trabajo, en la familia, etc.

Cuando las personas se sienten felices, tienden a ser optimistas, energéticos y a tener confianza en si mismos, lo cual conlleva a que el resto encuentre a estas personas más agradables, sociables y confiables. Estos aspectos amplían las oportunidades para: concretar un negocio, para cumplir objetivos exitosamente, crear o desarrollar nuevas cosas, inclusive para conocer a una pareja, hacer más amigos, etc.

Entonces para ser más feliz, una buena idea es dejar atrás esa ambición sin sentido, depositar nuestra esperanza de ser felices en cosas externas, circunstanciales y cambiantes, ya que todo aquello que estás buscando llegará como consecuencia si primero encuentras la pasión y la plenitud en lo que eres y haces.

Cuál es tu pasión? Qué te hace feliz sin considerar las circunstancias?

Lore

12037972_10153216863039065_6210232203600237774_n

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s